La compañía de origen británico GlaxoSmithKline anunció que su tratamiento de anticuerpos monoclonales “VIR-7831” –desarrollado junto con Vir Biotechnology–, promete ser efectivo al evitar complicaciones en pacientes covid-19

Al tiempo que la vacunación contra covid-19 avanza en el país, la compañía de origen británico GlaxoSmithKline (GSK) anunció que su tratamiento de anticuerpos monoclonales “VIR-7831” –desarrollado junto con Vir Biotechnology–, promete ser efectivo al evitar complicaciones en pacientes covid, incluso si se trata de infecciones por variantes del SARS CoV-2, por lo que el innovador medicamento podría llegar a México el próximo mes de mayo, tras los trámites para su autorización sanitaria.

“Es una defensa dirigida específicamente contra el virus SARS CoV-2, causante del covid-19, actúa específicamente bloqueando la entrada del virus a las células. Además tiene otro mecanismo de acción que es capaz de estimular la respuesta inmune en aquellas células que ya fueron infectadas”, señaló Sigfrido Rangel, director médico de GSK México.

Añadió que el medicamento, “por un lado, evita que el virus entre a las células y por otro lado evita que se siga reproduciendo dentro de las células que ya infectó, tenemos un anticuerpo altamente específico que tiene un doble mecanismo de acción”.

En entrevista con MILENIO, el epidemiólogo destacó que en los próximos días concluirán los estudios de fase 3, en los que participaron 3 mil pacientes enfermos de covid-19 de 87 diferentes países, para evaluar la eficacia y seguridad del medicamento, por lo que están convencidos de que en breve podrían iniciar los trámites en diferentes países, incluido México para solicitar su autorización de uso de emergencia.

“Estamos muy confiados de que nuestros datos de eficacia y seguridad permitirán a las agencias regulatorias aprobarlo de emergencia como han sido aprobados otros medicamentos y vacunas en el mundo, estamos estimando someter a finales de marzo y principios de abril, esperamos que no más allá de mayo tendremos el medicamento disponible para la población”, apuntó.

El doctor Rangel Frausto indicó que en el protocolo de fase 3, participan pacientes covid mayores de 18 años; dijo que el estudio está diseñado para evaluar la eficacia y seguridad en pacientes que están infectados, “lo que estamos tratando de entender es si este anticuerpo monoclonal previene el desarrollo de complicaciones que sabemos son muy frecuentes en pacientes de 18 años que tienen otras enfermedades o en mayores de 50 años por su edad”, indicó.

Dijo que las fases iniciales “mostraron que el anticuerpo era altamente eficaz y muy seguro”, por lo que los estudios en gran población, podrán corroborar los hallazgos de etapas tempranas y saber si la seguridad se conserva.

El director médico de GSK México precisó que en el estudio de fase 3 no participaron mexicanos; sin embargo, su uso se está estudiando en otras fases también de la enfermedad, donde se incluirán centros mexicanos.

¿Cómo funcionan los anticuerpos monoclonales contra covid-19?

GlaxoSmithKline y Vir Biotechnology desarrollaron los anticuerpos monoclonales “VIR-7831” con base en una plataforma de investigación ya existente para el Síndrome Respiratorio Agudo Grave, lo que permitió acelerar los estudios para el desarrollo de la molécula dirigida específicamente contra SARS CoV-2, señaló Sigfrido Rangel.

Explicó que los anticuerpos monoclonales anticovid “ VIR-7831” se unen a la proteína spike (S) del virus SARS CoV-2, por lo que bloquea su unión al receptor AC2 de las células humanas. Dijo que es eficaz incluso si se trata de alguna variante del virus, ya que la molécula se une a la porción del virus más conservada.

“Bloquea la proteína Spike que es la que se une con el receptor AC2, y lo que hace es unirse a esta proteína pero en una porción altamente conservada, porque esta es una proteína que está mutando y esto pone en peligro los tratamientos que están desarrollando contra el virus y las vacunas”.

En términos coloquiales, comparó a la proteína S como una llave, y al receptor AC2, como la cerradura que permite el ingreso al organismo humano.

“Esta proteína de superficie S, esta llave que tiene el virus va cambiando la combinación, y los esfuerzos que se han hecho en la actualidad para bloquear esta unión entre la llave y la cerradura, es justo poner algo que impide que esta llave entre a la cerradura, esto es lo que hacen los anticuerpos monoclonales”.
De esa manera, VIR-7831, un anticuerpo monoclonal antiSARS-CoV-2, completamente humano, neutraliza el virus, mata las células infectadas, proporciona una alta barrera a la resistencia y alcanza altas concentraciones en los pulmones, el principal sitio de infección.

Fuente: milenio.com

Pin It

Comentarios potenciados por CComment