Los estudiantes obtuvieron mención honorífica por el diseño de herramientas capaces de transportarse en los trajes de astronautas para explorar el espacio

Sarah Chong y Axayácatl Ayapín Nava Montiel, ambos estudiantes de séptimo semestre de Ingeniería Mecatrónica, del Tecnológico de Monterrey, campus Estado de México, participaron en la competencia NASA Space Apps Challenge CDMX donde obtuvieron una Mención Honorífica con su propuesta.

“De todas las categorías sacan solo cuatro ganadores y cuatro menciones honoríficas, o sea a pesar de que todos los retos son completamente diferentes se sacan solo cuatro premios y cuatro menciones honoríficas.

“Los premios son al mejor uso de la tecnología, mejor uso de la ciencia, mejor uso de la base de datos de la NASA, al proyecto más innovador y el que tiene mayor intergaláctico. Nosotros nos llevamos una Mención Honorífica general”, dijo Sarah Chong.

Dicho evento fue organizado principalmente por la AAFI y contó con la colaboración de Empresas como YoloEnvio.com, SkyShop, Marco Antonio Regil y Microsoft.

Este evento colaborativo es una iniciativa de la NASA, la cual comparte algunos de sus datos para que en tiempo límite, los participantes presenten proyectos creativos a retos específicos relacionados con la exploración espacial.

Su participación en la competencia

Respecto a cómo se sintieron los estudiantes en la competencia, ambos refieren que estuvieron nerviosos al enfrentarse a equipos con mayor número de integrantes o incluso con personas que tenían grado de doctor, sin embargo, este no fue un impedimento.

“En la competencia me sentí entusiasmado y a la vez estresado... Este reconocimiento no nos lo esperábamos, vimos la capacidad de otros equipos con hasta seis integrantes, nosotros sólo éramos dos personas, pero nos propusimos darlo todo y este es el resultado”, refirió orgulloso Axayácatl.

“Yo también me sentía bastante nerviosa porque la competencia no está limitada a una comunidad estudiantil o universitaria, por ejemplo, nos medimos con estudiantes de doctorado en ingeniería aeroespacial, pero como dice Axayácatl, decidimos no desanimarnos y dimos todo lo que pudimos,

“Además de eso, me sentí muy entusiasmada sólo por participar, porque es un tema que a mí me llama muchísimo la atención; la ingeniería aplicada a exploración espacial y poder participar en un reto que estuviera relacionado con uno de mis mayores intereses fue muy divertido la verdad”, agregó Sarah.

El reto, diseñar herramientas capaces de ser transportadas al espacio

El reto en el que participaron los estudiantes consistía en desarrollar modelos 3D interactivos, de herramientas que pudieran usar los astronautas para explorar en la superficie lunar, o por ejemplo, la superficie de Marte y recolectar muestras.

“Ese fin de semana la NASA abrió su base de datos y a nosotros nos pasó muchísimos documentos de las herramientas que se habían desarrollado para otras misiones espaciales y nosotros con base en eso, desarrollamos nuestra propia propuesta”, compartió Sarah.

“El reto como tal duró un fin de semana; sábado y domingo tal cual. Entonces, nosotros empezamos a trabajar desde el viernes en la noche justamente y todo el fin de semana”, agregó Axayácatl.

Los estudiantes del Tec se midieron contra más de 600 jóvenes mexicanos inscritos en más de 80 equipos en este hackathon.

“Lo que nosotros desarrollamos fue como un kit de herramientas básicas que consistía en un martillo, una pala, un como rastrillo para recoger pequeñas piedras del suelo, un destornillador y un perico,

“Todo esto adaptado para que los astronautas lo pudieran usar en un traje espacial el cual, tiene muchísimas especificaciones, por ejemplo, no puede pesar mucho o tener picos filosos porque atentas contra la seguridad del astronauta. Además estos objetos tienen que ser fáciles de manipular y no pueden tener muchos orificios porque si no se puede contaminar por dentro y no va a ser fácil de limpiar”, explicó Sarah.

Buscará un futuro en el espacio

La estudiante de mecatrónica, comparte que a futuro ella se visualiza trabajando para la NASA pues desde pequeña tiene inquietud por el tema espacial.

“A mí me interesa muchísimo todo esto de la temática espacial. Yo de niña quería ser astronauta y la verdad desde que entré a la carrera y empecé a adquirir más conocimiento yo dije: “quiero dedicarme a trabajar en los robots de exploración espacial, en los robots que mandan a Marte, en todo el desarrollo de estos equipos de exploración, ahí me veo trabajando”, cuenta la estudiante.

Consejo de estudiantes a estudiantes

Para finalizar, Sarah y Axayácatl brindan una serie de consejos para que los estudiantes de ingeniería se animen a participar en este tipo de competencias.

“Estábamos contra equipos más grandes, personas mayor preparadas, que tenían doctorados, mínimo lo que te llevas en cualquier competencia es la experiencia de darlo todo y aprender de ello, lo demás es extra, nosotros afortunadamente nos llevamos algo más, entonces, no pierden nada, solo anímense y no tengan miedo”, dijo Axayácatl.

“En esta ocasión nosotros tuvimos que desarrollar una página web para que los jueces pudieran interactuar con los modelos y nosotros no teníamos ni la menor idea, sabíamos hacer las herramientas que es una cosa, y escribir el ensayo… pero hacer una página web y hacer un modelo 3D que tú como visitante de la página web pudieras mover e interactuar con él fue algo que no sabíamos y aprendimos a hacer en esta competencia”, concluyó Sarah.

Fuente: tec.mx

Pin It

Comentarios potenciados por CComment